Anaga Tenerife

Anaga es uno de los cinco distritos que componen al municipio Santa Cruz de Tenerife y visitarlo es una experiencia que abrirá tus cinco sentidos. Este distrito, aunque no es el más poblado si es el más extenso del municipio y en él encontrarás el Macizo de Anaga, una montaña que es la que provoca la escasez de población.

Es importante que sepas que es Reserva de la Biosfera y alberga la mayor densidad de endemismos de toda Europa, por kilómetro cuadrado. El distrito pertenece casi en toda su mayoría al Parque Rural Anaga, debido a la formación montañosa que ya te mencionamos, así que, prácticamente todo este lugar es digno de admirar.

Podrías pasarte toda una vida explorando sus senderos y descubriendo las maravillas que ha hecho la naturaleza con el tiempo. La mayoría de las zonas del parque son de acceso libre, solo los senderos el Pijaral y el Monte Aguirre solicitan un permiso especial que otorga el Cabildo de Tenerife para poder explorarlos.

Claramente el interés turístico se centra el parque, y lo primero que te encontrarás al llegar a él desde municipio de La Laguna, es el Mirador Jardina, desde donde podrás observas todo valle de La Laguna, una pequeña ciudad que antes se llenaba de agua.

Como este hallarás un sinfín de miradores que te darán espectaculares fotografías, apreciaras los maravillosos paisajes y tendrás contacto con la naturaleza como nunca antes. Anaga sin duda se debe contemplar y vivir a través de los cinco sentidos. Tanto que hay un sendero con ese nombre y que al terminarlo sientes que despiertas de un sueño y estás totalmente rejuvenecido.

Despierta en el sendero de los cinco sentidos

Todo empieza en el mirador Cruz del Carmen, donde está el Centro de Visitantes y podrás obtener información sobre todo lo relacionado al Parque Rural y el macizo de Anaga. Además, la vista panorámica que te ofrece donde incluso llegas a ver el volcán del Teide, es magnífica.

Este sendero es ideal para todo tipo de público, incluso los niños. Es un sendero que te da la experiencia completa de Anaga en un solo día y solo dura 45 minutos. Este camino no solo te hace comprender tus cinco sentidos, te hace experimentarlos a través de todo lo que el bosque laurisilva tiene. Cuando inicias el recorrido te especifican que es obligatorio detenerse en cada uno de los carteles instalados que indican si debes escuchar, oler, sentir, admirar o quizás saborear.

Mientras avanzas aprenderás sobre el lugar donde vas dejando huella, es un camino que unió a los pueblos de Anaga y La Laguna, por eso verás antiguos escalones o canales por donde pasa agua.

Los carteles que hallarás tienen dibujos sobre qué sentido usar en esa estación, es decir, si es una nariz, debes respirar profundamente, si es una oreja, presta atención a los ruidos. De igual forma hay audioguías disponible y antes de iniciar la ruta puedes descargar la guía que te indica todo lo relacionado al sendero.

Son 1,5 kilómetros de longitud que vas a recorrer, sin embargo, los dos últimos tramos del recorrido hasta el mirador del Llano de los Loros son cuesta abajo y el camino de regreso es en pendiente, pero tampoco es para preocuparse. ¡Que eso no te detenga!

Un dato importante cuando decidas visitar Anaga y realizar este recorrido es no adentrarse en el sendero si las condiciones meteorológicas son malas, recomiendan llevar abrigo incluso en verano porque el bosque laurisilva siempre es húmedo y llega a hacer mucho frío.

Parque Rural de Anaga

El pueblo con historia de Taganana

Este pueblo es uno de los pocos que están dentro del macizo de Anaga, en él conocerás la iglesia Nuestra Señora de las Nieves y al agarrar la carretera hacia la costa te encontrarás con las hermosas playas, de arena negra que vale la pena disfrutar un rato.

Las playas son un lugar imprescindible para conocer en Anaga.

Playa el Roque de las Bodegas

Aunque es la menos recomendada por su marea alta, no tendrás mucho espacio donde tirar tu toalla y disfrutar del paisaje.

Playa de Almáciga

Es la playa con la arena más fina y negra a lo largo de toda la Isla de Tenerife y debes tener mucho cuidado con las corrientes marinas porque no es una zona con socorristas.

Playa de Benijo

Es una playa hermosa, tiene la arena negra, el mar atlántico en todo su esplendor, la silueta de los Roques de Anaga y te inspira a tomar miles de fotografías. Para acceder a ella debes bajar por un sendero que está en un restaurante, conocido como El Mirador.

Anaga sin duda da para todos los gustos, en especial para los senderistas. Tiene paisajes y caminos maravillosos como el Bosque Encantado, o el Bosque de los Enigmas. Es un pedazo de Tenerife que sorprende sin dejar de opacar a las otras bellezas naturales de la Isla.

Playa de Benijo Tenerife